Techos filtrantes vs. sistemas de extracción tradicionales: ¿cuál os conviene más?

Ya sabéis que en el mundo de la hostelería, la calidad del aire en la cocina no es solo una cuestión de comodidad, sino también de seguridad y cumplimiento normativo. Por ello, la decisión entre instalar un techo filtrante o un sistema de extracción tradicional puede ser muy relevante. He aquí una explicación que os ayudará a comprender las diferencias clave, es decir, las ventajas e inconvenientes de cada sistema.

TECHOS FILTRANTES

Ventajas:

1) Eficiencia en la filtración: Los techos filtrantes utilizan filtros de alta eficiencia para atrapar partículas de grasa y contaminantes, lo que mejora la calidad del aire en la cocina y reduce el riesgo de incendios.

2) Reducción de olores: Al capturar y filtrar las partículas de grasa y los olores, los techos filtrantes ayudan a mantener un ambiente más agradable para los clientes y el personal.

3) Facilidad de mantenimiento: En comparación con los sistemas de extracción tradicionales, los techos filtrantes suelen requerir menos mantenimiento, lo que puede traducirse en ahorros a largo plazo para el propietario del restaurante.

4) Fácil integración: Los techos filtrantes se integran sin problemas en el diseño interior del restaurante sea cual sea su tamaño, ofreciendo una apariencia uniforme y estética.

5) Espacio adicional: al eliminar la necesidad de campanas de extracción voluminosas y visiblemente intrusivas, los techos filtrantes liberan espacio en el área de la cocina, lo que permite una distribución más eficiente.

6) Mantenimiento reducido: En los techos autolavables de Luis Capdevila se puede programar, hasta tres veces al día, un lavado con agua caliente y jabón que elimina la suciedad y las grasas que hayan podido acumularse en el interior del sistema, alargando su vida útil, procurando un espacio más higiénico y reduciendo al máximo el mantenimiento.

Posibles inconvenientes:

1) Costo inicial: Aunque en poco tiempo queda amortizada, la instalación de techos filtrantes puede requerir una inversión ser más costosa que los sistemas de extracción tradicionales.

2) Limitaciones en ciertas cocinas: En algunas cocinas con altas demandas de extracción, como las que generan grandes cantidades de humo o vapor, los techos filtrantes pueden no ser la opción más adecuada.

CAMPANAS DE EXTRACCIÓN TRADICIONALES

Ventajas:

1) Amplia aplicabilidad: Los sistemas de extracción tradicionales son adecuados para una amplia gama de cocinas, desde pequeños restaurantes hasta grandes establecimientos de servicio rápido.

2) Extracción potente: En cocinas con altas demandas de extracción, como aquellas que manejan parrillas o freidoras de alta capacidad, los sistemas de extracción tradicionales pueden ofrecer un rendimiento excepcional.

Inconvenientes:

1) Mantenimiento más intensivo: Los sistemas de extracción tradicionales requieren un mantenimiento regular y algo más exhaustivo para garantizar un funcionamiento eficiente y seguro.

2) Consumo de energía: En general, las campanas de extracción tradicionales tienden a consumir más energía que los techos filtrantes, lo que puede resultar en costos operativos más altos a largo plazo.

En conclusión, la elección entre techos filtrantes y sistemas de extracción tradicionales dependerá de las necesidades específicas de cada cocina y del presupuesto disponible.

Catálogo marzo 2022

¿Quieres conocer en profundidad las soluciones de ventilación y filtración del aire que te proponemos desde Luis Capdevila? En nuestro catálogo, encontrarás toda la información.



Recíbelo por correo electrónico Descargar